LIVE AT MONTEREY POP FESTIVAL (Jimi Hendrix, 1967)

Artista: The Jimy Hendrix Experience. (B)
Fecha de Grabación: Junio 18 de 1967
Fecha de Lanzamiento: 1986
Discográfica: Universal Music
Productor: Lou Adler y John Phillips

Calificación: 10 

 

Era: La Psicodelia (1966-1969)

Subgénero: Live Album

Mejor Canción: Purple Haze o Rock Me Baby

Canciones: 1) Can You See Me; 2) Hey Joe; 3) Purple Haze; 4) The Wind Cries Mary; 5) Killing Floor; 6) Foxy Lady; 7) Like A Rolling Stone; 8) Rock Me Baby; 9) Wild Thing.

 

Históricamente es sin duda el concierto más importante en la vida de Jimmi, ya que fue su carta de presentación en Estados Unidos, donde era un cero a la izquierda. Hendrix ya había causado una revolución en Inglaterra, impresionando a los Beatles haciendo su versión de Sgt. Peppers en Junio, un par de días después de su lanzamiento al mercado. Fue el mismo Paul McCartney quien lo recomendó como función estelar a los organizadores después de que éstos le insistieran tanto en una presentación breve de los Beatles. No se arrepintieron, se los aseguro, la fama de este festival recae en la guitarra de Jimmi ardiendo en todos los sentidos posibles.

Así Hendrix entró con todo al “Verano de Amor” norteamericano. De hecho, esos 43 minutos cambiaron la historia: después de ese festival, el Hard Rock potente y arrasador cobró una fuerza descomunal y fue cuando se abrieron las puertas masivas del estrellato a Cream o The Who. No es que no fueran reconocidos, pero después de esa fecha todos se convirtieron en semidioses, y el virtuosismo fue la meta a alcanzar, o al menos intentar, para todos los guitarristas del orbe. El 18 de Junio de 1967 surgió el primer Guitar Hero.

La música de este disco ha sido editada en varias ocasiones, generalmente en recopilaciones del festival junto con otros artistas. El mayor problema de ellas, incluyendo ésta, es el pésimo sonido, a pesar de las supuestas remasterizaciones. Al parecer el equipo usado en 1967 no era el óptimo para este tipo de grabaciones, pero bueno, por otro lado podemos escuchar a un Jimmi conversador, haciéndose el lindo con su gente. Muchas veces la velocidad con que habla y la misma calidad de grabación impiden que se le entienda mucho, pero esa interacción con el público difícilmente se encontrará en otro disco de Hendrix, que se deja ver encantador.

En el Box Set del festival, los Byrds hacen su cover de “Hey Joe”. En uno de los extras, Crosby aparece como el encargado de presentar la canción y dedica “Hey Joe” de la siguiente manera: ”This goes for a cat whose gonna perform here tonight, Jimmy Hendrix”. La multitud se queda impávida, y casi se pueden oír los grillos haciendo -Cricri, Cricri- . No tenían idea de a quién se refería, pero después de esa presentación, todo Estados Unidos se enteró. Pocos minutos antes de eso Hendrix y Townsend bromeaban y discutían sobre quien iba primero y quién sería el encargado de cerrar el festival. De ahí nació la famosa broma “-Who goes next?  Who. -Yes I’m asking that, who goes…? -I say Who!”

Jimmi suena en plena forma, dando lo mejor que tiene. Y vaya que tenía que hacerlo, ya que su presentación finalmente fue después de The Who, y para no quedar como idiota después del poder que suelen desplegar estos británicos… Presenta además buenas canciones, considerando que apenas tenía un álbum; aquí está lo mejor del “Are You Experienced?”, sus singles, y presenta además, por primera vez, algunos covers que serán exclusivos de sus conciertos. Peeeeeeeero queda un poco a deber con las versiones originales, ya que aportan poco o nada a lo que escuchamos en el AYE. Se justifica en parte por lo siguiente: esta era la carta de presentación del Sr Hendrix y no había margen de error. No se podía dar el lujo de una improvisación fallida que le hiciera deslucir en su primer concierto ante su público, y por ello prefiere irse a la segura e interpretar las canciones como copia al carbón del disco, sin riesgos. La verdad es que las versiones de álbum son lo suficientemente impresionantes, y al menos en esta primera etapa, resultan incluso mejores que las de en vivo. Lo interesante es que en estudio se puede dar el lujo de sobreponer las guitarras que quiera y en escena son los tres músicos alcanzando prácticamente el mismo poder con sus respectivos instrumentos. Mitch Mithchell suena arrasador en la batería, y posiblemente el mito de Hendrix no sería el mismo hoy sin su tremenda aportación al sonido apabullante y demoledor de sus tambores y platillos. Noel por su parte también suena muy bien, llenando espacios con solidez, pero no creo que le alcance para ser considerado un virtuoso del bajo. Aún así tienen las herramientas y tamaños necesarios para ser considerados uno de los grandes Power Trios, y los conciertos en vivo son siempre una muestra.

El AYE en el cual se basa el set list no tiene tampoco demasiada experimentación. Ehrrr… yo dije eso? Aclaro la cuestión, el Are You Experienced es un disco que revolucionó la manera de tocar la guitarra de una manera definitiva y contundente, pero aún es Hendrix con su endiablada técnica y sin trucos raros. La experimentación de sonidos a todo lo que da vendrá en el Axis. Por lo tanto, la presentación de Jimmy aquí es muy buena, y se podría decir que hasta majestuosa, pero no deja de ser una copia sin grandes aportaciones a las versiones de estudio. Después Jimmy se soltará con tremendos jams e improvisaciones capaces de hacer babear hasta a los reggaetoneros, pero aquí, aunque suene como ningún otro guitarrista hasta 1967, queda flojo respecto a sus propios parámetros.

 

La presentación abre con “Can You See Me”. Noten los aplausos tímidos del público, que parece estarse preguntando como un fulano desconocido tenía la misión de cerrar el festival. Es un buen tema para encender los ánimos, una canción potente, pero sin quemar sus cartas más fuertes. La canción suena un poco más desnuda sin los coros, pero aun así es un gran performance. Escuchen que los aplausos al final de la rola ya son un poco más entusiastas… la gente no se lo esperaba, jeje.

Sigue "Hey Joe", en la que también se extrañan un poco los coros, pero salvo eso es una versión casi idéntica. Mitch se nota quizá más furioso que en la original.

 Después viene "Purple Haze", con mínimas variaciones, pero por Dios, cualquier versión de esta rola en vivo por su autor es una belleza, aunque la toque con la guitarra en sus espaldas o con los dientes. El gran uso de la distorsión y el feedback mientras mantiene el ritmo y estructura de la canción es algo maravilloso, y hace de cualquier concierto algo memorable. El simple hecho de interpretarla como en el disco es algo fuera de este mundo, así que esta es una de las que hay que resaltar.

"The Wind Cries Mary" es una balada gentil con la que baja un poco el ritmo, pero es también una gran muestra de su interpretación y cada vez suenan más las palmas.

“Killing Floor” es uno de los covers inéditos hasta aquí, y esta vez la arrasadora energía de la guitarra y el riff bluesero pero incendiario nos toma por sorpresa incluso a nosotros. Gran labor de Mitchell. Aquí la batería está a la par del guitarrista y no detrás de él. Jimmi se despacha además un gran solo y un tremendo manejo del tapping hacia el final de la rola. En general es una canción que luce tremenda desde el principio, e impresiona porque es más rápida que cualquier cosa que hayamos escuchado en el disco debut.

"Foxy Lady" suena tan apocalíptica como en el AYE, con un gran manejo de los tiempos y ritmos. A esas alturas yo creo que el público ya sabía que estaba presenciando algo insólito, algo de lo que se hablaría por muchos años…

Sigue un cover de “Like A Rolling Stone”, una entrega totalmente impredecible. La original es superior, por supuesto, pero hay peores covers. De hecho me parece que la versión de los Rolling Stones hacen casi 30 años después se basa más en esta de Hendrix que en Dylan. Un poco larga a mi gusto, y se presta más bien poco para el lucimiento de Hendrix. Es decir, lo que mejor sabe hacer son riffs monstruosos y grandes requintos, y aquí la canción está compuesta por un guitarreo que cualquiera puede hacer, y el hecho de hacerla más lenta la alarga innecesariamente. Pudo ser peor, se puede escuchar a Jimmy diciendo” yes, I know I missed a verse; don't worry”. Posteriormente se reivindicará en otro disco interpretando a Dylan con “All Allong The Watchtower”, donde si se adueña de la canción y la transforma en algo monumental.

“Rock me Baby” es otra de las gratas sorpresas que nos tiene, con todos los adjetivos positivos que le podemos imputar a “Killing Floor”. Una canción poderosa y llena de punch y de requintos a diestra y siniestra, perfecta para despertarnos después de la larga “Like A Rolling Stone”. Un rocker directo que lanza bocanadas de energía a los escuchas, con Hendrix demostrando y con la guitarra dando un sonido único, aunque la calidad de la grabación no ayude a apreciarlo del todo.

Ya para terminar su presentación, se avienta un monólogo de casi dos minutos, en los que agradece el gran recibimiento en su patria, y comenta que va a sacrificar algo que realmente ama, pidiendo que no lo tomen por loco o algo por el estilo y que no se molesten por lo que va a hacer… “I’m not losing my mind”. Posteriormente se contradice con un minuto de puro feedback y juego con sonidos raros con la guitarra, haciendo efectos algo parecidos a los que abrirían el disco Axis, y finalmente empieza con el conocido y colosal riff de “Wild Thing” de los Throggs, que en su momento fue la canción más pesada que se había realizado. Aquí surge el Jimmy impredecible, haciendo un jam impresionante y colocando incluso fragmentos de “Strangers In The Night” a medio requinto. Luego regresa al puente y sigue jugueteando con la canción, que luce más lenta y bombástica que la original. Al final de la canción es cuando Hendrix pasa a los momentos gloriosos de la historia del rock, pero por supuesto, esto es algo que debe verse en video y no escucharse en disco, ya que es una masa amorfa de sonidos de tres personas asesinando sus respectivos instrumentos con más odio que los mismísimos Who. Y es que realmente parece que están azotando bajo y batería, por no decir de la guitarra, que comienza a aullar y que escuchado no produce un efecto precisamente fascinante. El ruido en el cd es horrible. Pero verlo en video es otra cosa. Jimmy Hendrix sacrificando su guitarra, prendiéndole fuego literalmente y después destrozándola contra el escenario mientras la multitud se vuelve loca de júbilo y se rinde ante el nuevo dios que acaba de descubrir. 

Un buen concierto de Jimmy Hendrix, el más grande guitarrista de todos los tiempos. Este es una presentación realmente histórica ya que lo catapultó al estrellato mundial y cambió en tan solo 43 minutos la manera de hacer rock para siempre. Aún así, la calidad de grabación es horrible y evita por grandes episodios que se pueda disfrutar al 100%.  

Un concierto, en pocas palabras… INCENDIARIO!

 

 

 

Por Corvan 

 

Members Area

Need Translation?

Recent Blog Entries

by Corvan | 4 comments
by Corvan | 2 comments

Recent Forum Posts

by Corvan 4 months ago
by Boncha 6 months ago
by marlaior 6 months ago

Lanza tus Gritos Aqui!

Newest Members

Geoglobe

VISITAS

Ayudanos a llegar a mas gente

Siguenos en FB

Paginas Amigas:

Oops! This site has expired.

If you are the site owner, please renew your premium subscription or contact support.